20 julio 2014

EEUU DETECTÓ LANZAMIENTO DE MISIL EN UCRANIA

ucrania
   

 

WASHINGTON, Estados Unidos.- Estados Unidos detectó el lanzamiento de un misil antiaéreo y observó la trayectoria el jueves pasado, cuando un avión de pasajeros resultó destruido sobre el este de Ucrania, afirmó el secretario de Estado, John Kerry.
“Sabemos con certeza que durante el último mes ha habido un flujo de armamento, un convoy de unos 150 vehículos incluidos transportes de personal, lanza misiles, artillería, de Rusia hacia el este de Ucrania”, dijo Kerry en una entrevista con CNN.
Kerry afirmó que los separatistas prorrusos en el este de Ucrania han derribado una docena de aviones en el último mes y el jueves pasado se jactaron de haber derribado otro hasta que se dieron cuenta que se trataba de un avión comercial.
 
“Los separatistas tienen la capacidad, obtenida por la instrucción en Rusia, para el uso de los sistemas (de misiles) tierra-aire”, añadió Kerry. “Y sabemos que ellos tienen esos sistemas, y sabemos que (las fuerzas del gobierno de Ucrania) no tenían un sistema así en la región”.
Mientras el gobierno de Washington insiste en que debe haber una investigación válida de lo ocurrido con el vuelo  de la aerolínea de Malasia, Kerry hizo apareció hoy en cinco programas de televisión para responsabilizar a los separatistas prorrusos.
 
Poroshenko lo compara con el 11-S
El presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, comparó la tragedia del Boeing 777 malasio que se estrelló en el este prorruso del país con los atentados del 11 de septiembre en Nueva York y con el secuestro del vuelo 103 de Pan Am por terroristas libios en 1988.
“No vemos diferencia entre lo sucedido en Ucrania y el 11 de septiembre en Estados Unidos o la tragedia sobre la escocesa Lockerbie, cuando libios dirigidos por (Muamar el) Gadafi hicieron explotar un avión de Pan American”, dijo Poroshenko en conversación telefónica con el líder francés, Francois Hollande, según una nota difundida hoy por Kiev.
 
El mandatario ucraniano volvió a insistir en que los milicianos prorrusos que custodian el lugar de la catástrofe -un descampado junto a la localidad de Grabovo, en la región de Donetsk- retiran las pruebas que demostrarían su responsabilidad en la tragedia, en particular las cajas negras del avión.
“Pero eso no los va a salvar, porque tenemos fotos de satélite desde el lugar del lanzamiento del misil, fotos y vídeo del sistema de defensa antiaérea (Buk) que demuestran que fue traído desde Rusia, grabaciones de conversaciones telefónicas de los terroristas y otras pruebas irrefutables”, subrayó Poroshenko.
AGENCIAS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada